El cero tiene 500 años más de lo que se pensaba, según este manuscrito

2

El cero es más antiguo de lo que pensábamos.

El viejo manuscrito indio de Bakhshali, texto contiene el registro más antiguo del número cero, data del siglo III o IV, según las últimas dataciones por radiocarbono.

Es decir, que el número cero tiene una antigüedad 500 años superior a lo que se había establecido.

El número cero

El cero, como concepto, ha estado presente en la cultura desde tiempos ancestrales. Aparece en Babilonia así como en inscripciones maya. Los babilonios lo representaban con dos símbolos pequeños en forma de dardo inclinados.

Una vez que el cero se estableció en el sur de Asia, llegó al Medio Oriente, donde fue incorporado a los números arábigos que utilizamos en la actualidad.

cero
En estos papiros se referencia el número cero

El símbolo cero evolucionó de un punto que se usaba en la antigua India y puede verse en las 70 páginas de corteza de abedul que conforman el documento.

El texto fue hallado por un campesino en 1881, enterrado en un campo de un poblado llamado Bakhshal (en el actual Pakistán).

Escrito en sánscrito, se considera que era una especie de manual práctico para los mercaderes que comerciaban en la importanet ruta de la seda.

El manuscrito será expuesto en octubre en el Museo de Ciencias de Londres como parte de una exhibición que comprende cinco mil años de avances científicos en India.

Visita hoy nuestro homepage y disfruta de más contenido.

Así nació el cero, el número que multiplicó el poder de las matemáticas

Hasta hace poco tiempo no estaba claro el origen del cero, uno de los mayores inventos de la humanidad.

El enigma fue desvelándose a lo largo del siglo XX, y una reciente datación arqueológica ya no deja lugar a dudas: el cero nació en la India.

Fueron los sabios indios los primeros en dibujar un símbolo para representar el cero, un dígito que no aparece en los escritos griegos ni entre los números romanos.

Ese simple símbolo disparó la capacidad de los matemáticos para operar con números tan grandes como quisiesen.

Pero los grandes sabios del período clásico de las matemáticas en la India fueron mucho más allá.

No solo usaron el cero como una simple cifra, con la que completar su sistema numérico posicional, sino que lo convirtieron en un número independiente y con entidad propia, que comenzaron a emplear en operaciones aritméticas (suma, resta, multiplicación y división).

Apoyados en ese concepto del cero, aquellos sobresalientes matemáticos realizaron durante casi mil años (del siglo IV al XIII) una sosegada revolución matemática.

número cero
Tablillas cuneiformes. Existía el cero?

Herederos de los griegos, los indios recogieron su testigo en la historia de las matemáticas para profundizar en la aritmética —separándola de la geometría— y sentar las bases del álgebra (que luego desarrollaron los árabes).

Destacaron Aryabhata (siglo VI), Brahmagupta (siglo VII), Mahavira (siglo IX) y Bhaskara II (siglo XII).

En torno al año 500, Aryabhata ideó un sistema decimal de numeración posicional, que describe en su tratado Aryabhatiya, un poema escrito en sánscrito compuesto por 121 versos. Aunque no propone todavía un símbolo para el cero, sí escribe la palabra kha en su lugar.

NUMERACIÓN POSICIONAL

El sistema decimal posicional con la inclusión del cero —el que usamos hoy en día— tiene la ventaja de permitir escribir cualquier número con solo 10 dígitos diferentes (0, 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9), lo que facilita operar con cantidades muy grandes, frente por ejemplo al sistema numérico romano (basado en las letras I, V, X, L, C, D y M, que representan los números 1, 5, 10, 50, 100, 500 y 1.000).